Ex Diva demanda a la WWE



De acuerdo con documentos publicados por The Boston Globe, Ashley Massaro, quien trabajó como Diva de WWE durante los años 2005 a 2008, dice que fue atacada sexualmente en una base militar de Estados Unidos.

Massaro afirma que ella fue examinada por un médico de la WWE después de regresar de Kuwait e informó del ataque a los ejecutivos de la WWE, quienes se reunieron con ella “para disculparse por su negligencia, pero [que] la persuadieron de que sería mejor no informar a las autoridades apropiadas.”

La ex Diva de la WWE se une a otras siete personas que demandaron a WWE por haber recibido varias conmociones cerebrales durante su tiempo en la empresa, incluyendo una que la llevó a quedar inconsciente en el ring.

Según la demanda, ella alega que ha estado tratando con múltiples cambios de comportamiento tras salir de WWE en el 2008, incluyendo el desarrollo de una adicción a las drogas, suceso que la empresa le ha ayudado a reparar poniéndola en rehabilitación. WWE ofrece gratuitamente rehabilitación de drogas a cualquier ex talento que ha estado bajo contrato con ellos.

The Boston Globe también informa que Massaro menciona en la demanda que ella está sufriendo de pérdida de memoria, migrañas, ansiedad y depresión. Todos esos son los síntomas de la CTE, pero (hasta ahora) la CTE sólo se puede diagnosticar después de la muerte. Massaro también dice que ella sufrió una fractura en su columna vertebral, dos hernias de disco, un nudillo roto y una fractura de tobillo. También hay una afirmación de que Vince McMahon dijo a los médicos de la empresa que le retiraran un yeso de su mano tiempo antes de terminar por completo su recuperación.

Hasta la fecha, la WWE no ha perdido un caso relacionado con presuntas lesiones en la cabeza de un talento de la empresa.

Articulos relacionados